jueves, 14 de agosto de 2014

El agua.


El agua es una sustancia cuya molécula está formada por dos átomos de hidrógeno y uno de oxígeno (H2O). Es esencial para la supervivencia de todas las formas conocidas de vida. El término agua generalmente se refiere a la sustancia en su estado líquido, aunque la misma puede hallarse en su forma sólida llamada hielo, y en su forma gaseosa denominada vapor. El agua cubre el 71 % de la superficie de la corteza terrestre.
El agua en la naturaleza se encuentra en sus tres estados: líquido fundamentalmente en los océanos, sólido (hielo en los glaciares, icebergs y casquetes polares), así como nieve (en las zonas frías) y vapor (invisible) en el aire.

AGUA POTABLE.
Se denomina agua potable o agua para el consumo humano, al agua que puede ser consumida sin restricción debido a que, gracias a un proceso de purificación, no representa un riesgo para la salud. El término se aplica al agua que cumple con las normas de calidad promulgadas por las autoridades locales e internacionales.

Al proceso de conversión de agua común en agua potable se le denomina potabilización. Los procesos de potabilización son muy variados, por ejemplo una simple desinfección, para eliminar los patógenos, que se hace generalmente mediante la adición de cloro, mediante la irradiación de rayos ultravioletas, mediante la aplicación de ozono, etc. El suministro de agua potable es un problema que ha ocupado al hombre desde la Antigüedad. Ya en Grecia clásica se construían acueductos y tuberías de presión para asegurar el suministro local.


USOS Y CUIDADO DEL AGUA.

Debido a la gran importancia que tiene el agua en nuestra vida, tanto para nuestra higiene personal como para la limpieza del hogar y en cualquier lugar que vayas; es necesario emprender acciones que ayuden a cuidarla y utilizándola de manera inteligente.
Por eso te damos las siguientes recomendaciones y que invites a los demás integrantes de tu familia, a hacer lo mismo, porque:


Consejos para ahorrar agua en casa:

• Instala productos ahorradores de agua en tu hogar.
• Toma baños cortos.
• Cierra la llave mientras te enjabonas.
• Solamente utiliza el agua estrictamente necesaria.
• Cierra las llaves del lavabo mientras te lavas los dientes o te rasuras y de preferencia utiliza un vaso con agua.
• Instala regadera de mano, ya que se ahorra de 10 a 19 litros por baño.
• Cuando uses la lavadora coloca el máximo de ropa permitido en cada carga ó bien ajusta el nivel de agua al tamaño de carga de ropa que vas a lavar.
• Lava el auto utilizando una cubeta. Jamás con la manguera.
• Lava los platos al terminar de comer para que no se les pegue la comida, y recuerda cerrar la llave mientras los enjabonas.
• Riega el jardín de 7 de la noche a 7 de la mañana cuando el sol está oculto, para evitar evaporaciones, así las plantas aprovecharán más la humedad.



¡CUIDAR EL AGUA ES RESPONSABILIDAD DE TODOS!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada